Lo que los millennials desean de una casa

Lo que los millennials desean de una casa

Venciendo la resistencia a utilizar materiales prefabricados
Que le dure más su inmueble
Licencias y permisos ¿carga o protección para su empresa?

Entrevista a:
Ing. Aurora García de León
Directora General de Derex, Desarrollo Residencial S.A. de C.V.
La oferta de vivienda se ha modificado en contraste a lo que los desarrolladores hacían hace 15 años, particularmente en lo referente a las áreas comunes pero no al nivel que desearían los millennials, debido a la rigidez de las regulaciones en la materia. “Entonces, yo sé qué es lo que ellos quieren, pero no lo puedo hacer porque no me lo permite la regulación”, manifestó Aurora García de León.

La Directora General de Derex, Desarrollo Residencial S.A. de C.V., quien obtuvo el Premio Estatal de Vivienda “Arq. Gustavo Aguilar Beltrán” por el Proyecto Comunidad Sustentable Bosco de Hermosillo, consideró que tanto los productores de vivienda como las autoridades deberían adaptarse a las tendencias que impone la generación de los nacidos a partir de 1985 y que han llegado a la adultez.

De acuerdo a un estudio que hicieron y derivado de su participación en un taller sobre vivienda para millennials, del Infonavit, la empresaria dijo que para la generación X, previa a los millennials, era importante tener la propiedad de la casa y generaban arraigo en la zona, colonia o ciudad. En contraste, los jóvenes de la generación Y o millennial son más propensos a moverse y privilegian el uso del inmueble; no les importa rentar ni les preocupa que no sean dueños. “Este dato tiene sentido si consideramos que los nuevos jóvenes esperan más tiempo para buscar pareja o tener hijos, lo que seguramente marca sus prioridades”, comentó.

Entre las características del perfil de los millennials se considera que crecieron con el internet, son creativos, participativos y muy sociables. Prefieren trabajar por cuenta propia, son amantes de la tecnología, son globales y quieren ser muy exitosos.

Les gustan los conjuntos habitacionales bien ubicados, le dan importancia al diseño arquitectónico y buscan áreas verdes; pero no parques con juegos infantiles, sino zonas con abundante vegetación para actividades al exterior. Prefieren áreas con bajo costo de mantenimiento e incluso consideran que las albercas son costosas e innecesarias. “Dan cero importancia a las ecotecnologías, pero aprecian que haya muchos árboles”, comentó.

Demandan espacios habilitados para oficina porque prefieren trabajar en casa y los desarrolladores lo pueden hacer, pero la regulación no se los permite. Y es que históricamente el 72% de la demanda de vivienda es económica y los millennials no son la excepción. Son una generación con altas aspiraciones, pero de bajo poder adquisitivo.

García de León dijo que tienen un producto al que llaman “Vivienda productiva” que considera un cuarto para oficina, con ventanas un poco más grandes, baño, sin el espacio del clóset y entrada independiente, pero no le autorizan el crédito al usuario porque es para casa. También pueden poner más árboles, agregó, pero los avalúos no lo reconocen.

Por ello, instituciones, autoridades, academia, desarrolladores y todos los actores involucrados en el sector vivienda deben ser creativos y aportar soluciones que salgan de lo convencional y alinear la producción a lo que en realidad ellos -y las generaciones futuras- necesitan, concluyó.

COMENTARIOS